domingo, 27 de septiembre de 2015

#homeless devuelve a una ONG el dinero que empleó en él


Nueve años después de que hubiera sido ayudado por una ONG, una persona que había sido #homeless escuchó que a aquella ONG le habían recortado 200.000 libras de sus fondos. Decidió entonces comenzar a devolver a aquella ONG lo que había empleado en él. Ha entregado a la ONG 4.000 libras y anunció que iría haciendo sucesivas donaciones ahora que tenía trabajo y había superado el sinhogarismo.



"Homeless man pays back charity with £4k donation

25th September 2015 by Robert Armour


A worker of a social enterprise cafe has come to the aid of homeless charity Streetwork – nearly 10 years after it helped him off the streets.
Sonny Murray (36) from Edinburgh, who works for not-for-profit sandwich chain Social Bite, stepped in after discovering Streetwork’s council funding had been cut by £200,000.
The decision was especially poignant for Sonny as he had experienced the devastation of homelessness and drug addiction before being hired by the eatery two years ago. 
Sonny has since been promoted by the cafe, which ploughs profits back into the community and where a quarter of the workforce is formerly homeless.
He approached founder Josh Littlejohn who agreed to donate an initial £4,000 from September’s profits to Streetwork with a commitment to donate more in coming months.
Littlejohn said: “It makes me proud to do something to help Streetwork because they’ve helped me loads. It’s Social Bite’s money and we’ve all worked to earn that. 
This is about enabling homeless people to help raise money to help other homeless people
“This is about enabling homeless people to help raise money to help other homeless people.”
Sonny was helped into housing in 2006 by Streetwork, which helps around 4,000 homeless people a year across Scotland’s capital, bringing safety, shelter and security into their lives.
But the charity has had to change services for vulnerable homeless people after seeing its council funding reduced by 13.5% in June this year.
Streetwork’s chief executive Kenny Forsyth said: “We understand the council’s position and the funding issues that result from ongoing public sector austerity.
“That is why we are delighted to develop relationships with the private sector to support funds to help us update the Crisis Centre and hopefully bring back our 24 hour service.
“This donation from Social Bite was a really welcome surprise and we’d like to thank Sonny for thinking of us.”
Sonny, who works in the firm's Rose Street premises in Edinburgh, said: "When I was homeless I went to Streetwork. They gave me an appointment to look at hostels and bed and breakfasts and eventually got me into a hostel.
“The amount of things they do for the homeless people is unbelievable. It’s an in valuable service.
“A lot of people rely on this charity and wouldn’t be able to turn their lives around without it.”
Streetwork has said they are using the £4k donation to spearhead a bigger appeal to fund the renovation of its Edinburgh crisis centre.
Social Bite operates a "suspended" coffee and food programme which allows customers can pay for a hot drink or food for a homeless person. 

#Homeless y salud en Irlanda

Estudio irlandés sobre #homeless y salud basado en trabajo de campo en dos ciudades, Dublín y Limmerick.



- El 41% de los irlandeses no tiene un trabajador social de referencia.

- Al menos el 38% de irlandeses sufren barreras para acceder a servicios de salud.
- Entre 1/3 y la mitad de los han intentado suicidarse.
- La discriminación en los servicios de salud reside en que muchos #homeless no se sienten bien tratados por el personal sanitario.
- El 24% de quienes no tienen tarjeta médica les expiró y no la renovaron y el 29% la han solicitado pero aún no les han contestado. El 8% ignora cómo solicitarla y el 7% carece de un mínimo lugar estable desde donde solicitarla.
- El 44,3% de los #homeless fueron atendidos en servicios de urgencias en los últimos seis meses.
- El 28% de los #homeless siente barreras para acceder a los servicios de salud basado en experiencias negativas previas. El 15% no los encuentra abiertos cuando los necesita y el 14% carece de tarjeta sanitaria. El 13% no puede permitírselo económicamente y el 9% dice que la espera para ser atendido es demasiado larga.


viernes, 25 de septiembre de 2015

Cataluña en España: ¿Quién construye puentes?

¿Quién construye puentes? ¿Quién crea lazos?


Por Pedro José Gómez Serrano
Profesor de Economía Internacional y Desarrollo
Universidad Complutense de Madrid.

“El viejo cacique de una tribu estaba teniendo un diálogo con sus nietos acerca de la vida y les dijo:
- Una gran pelea está ocurriendo dentro de mí... ¡es entre dos lobos! Uno de los lobos es maldad, temor, ira, envidia, dolor, rencor avaricia, arrogancia, culpa, resentimiento, inferioridad, engaño, orgullo, egolatría, competencia, superioridad.
El otro es Bondad, Alegría, Paz, Amor, Esperanza, Serenidad, Humildad, Dulzura, Generosidad, Benevolencia, Amistad, Empatía, Verdad, Compasión y Fe.
Esta misma pelea está ocurriendo dentro de ustedes y dentro de todos los seres de la Tierra.
Lo pensaron por un minuto y uno de los niños le preguntó a su abuelo:
- ¿Y cuál de los lobos crees que ganará?
El viejo cacique respondió, simplemente...
- "El que tú alimentes."

Traigo este cuento a colación porque me parece que el actual debate sobre la independencia en Cataluña está centrado en la opinión de unos y otros, olvidando que tales opiniones no han surgido de la nada, sino que han sido alimentadas y retroalimentadas a lo largo de mucho tiempo. ¿Cómo hemos llegado a esta situación de desencuentro? ¿Quiénes han impulsado en los últimos años los valores del reconocimiento y aprecio recíprocos, de las identidades superpuestas, de la solidaridad social y territorial, de la equidad económica, de la desactivación de los prejuicios y de los estereotipos? Escucho las manifestaciones de los separatistas y detecto exageraciones manifiestas. Leo los posicionamientos más españolistas y no acabo de descubrir del todo su aprecio por aquellos a quienes no se desea ver escindidos del estado español. En muchas de las posturas de unos y otros el exceso de demagogia (presentación sesgada e interesada de la realidad) es palmario y el reconocimiento de la verdad que se encuentra en los argumentos contrarios, casi nulo.

En este terreno, los sentimientos tienden a independizarse de los argumentos y, una vez que los primeros alcanzan cierto nivel de "ebullición", resulta muy difícil su cambio de orientación, haciéndose irreversibles. Como ocurre en el ámbito deportivo, las identificaciones acaban teniendo un fuerte componente de visceralidad. Difícilmente un madridista reconoce con naturalidad la extraordinaria calidad de Leo Messi o el magnífico juego del Barça de los últimos años y resulta igualmente extraño encontrar a aficionados "culés" dispuestos a admitir la calidad de Cristiano Ronaldo y sus compañeros. La estrategia del diálogo protagonizada por Xavi Hernández e Iker Casillas -cuando la rivalidad Madrid-Barça había desbordado la dimensión deportiva- tiene habitualmente  menor comprensión y mayor coste social que la de "picar" al rival como han hecho otros protagonistas de estas polémicas a quienes no voy a mencionar.

Tuve ocasión de visitar Yugoslavia en 1990 y todas las personas con las que hablé coincidían en pensar que, más allá de las típicas rivalidades regionales, el estado Balcánico permanecería unido tras el proceso de democratización. Esta opinión era aún más nítida entre los numerosos yugoslavos que vivían en el extranjero. No obstante, recuerdo un intercambio de noticias periodísticas que ya alimentaba un recelo o enemistad que, a la postre, no pudo reconducirse. Ante la posibilidad de que se produjera la escisión de Eslovaquia del resto de Yugoslavia, en un periódico de Montenegro apareció el siguiente titular: "Si los eslovenos optan por la independencia, los montenegrinos dejaremos el pico y la pala para coger los fusiles y defender la unidad del país". La contestación no se hizo esperar y en un periódico de Eslovenia al día siguiente se afirmaba: "Los montenegrinos, con tal de no trabajar, son capaces de abandonar el pico y la pala con cualquier excusa". Como español no me costó nada imaginar la trasposición de este intercambio de mensajes al escenario de nuestro país. 

Resulta relativamente fácil -especialmente en épocas de crisis- argumentar señalando fuera el origen de todos los males. Siempre podremos descubrir que en algunos aspectos somos distintos y que, en otros, estamos discriminados dentro del conjunto: los ricos porque aportan más, los pobres porque están peor... Cualquiera podría pensar que Yugoslavia era un estado inviable con dos alfabetos, tres religiones, cuatro idiomas, enormes diferencias económicas entre el Norte y el Sur, etc. Pero no son la razones históricas o la diferencias culturales y económicas las "causas" de las separaciones, sino la interpretación política de las mismas y su gestión. De otro modo resultaría incomprensible que Francia y Alemania con dos guerras mundiales y millones de muertos de por medio, pudieran proponerse crear un espacio económico, monetario y político común, aceptando una sensible pérdida de soberanía. Lo que importa no es tanto el pasado, sino lo que se desea construir en el futuro.


Y es en este terreno en el que, considerando un valor muy positivo el del mantenimiento de la integridad del estado español -porque su ruptura nos perjudicaría seriamente a todos-, echo de menos entre nuestros dirigentes políticos y líderes intelectuales una masivo posicionamiento a favor del entendimiento, el diálogo y la cooperación. Existen honrosas -pero insuficientes- excepciones. Podemos ser más catalanes, más españoles, más europeos y, sobre todo, más universales. Porque en un momento en el que la globalización económica no está yendo acompañada de la globalización de la ciudadanía y de los derechos humanos, la solidaridad con los cercanos no puede realizarse a costa de la insolidaridad con los lejanos. Romper siglos de convivencia e interdependencia, crear nuevas fronteras, convertir el tesoro de las lenguas en barrera entre las personas no me parece la opción política mejor para todos, especialmente para los más débiles.”

jueves, 21 de mayo de 2015

15 años sin salir del aeropuerto

15 años viviendo en el aeropuerto

El brasileño Denis Luiz se refugió en Guarulhos huyendo de su madrastra

 São Paulo 20 MAY 2015
En los últimos 15 años, Denis Luiz de Souza, sin salir del aeropuerto de Guarulhos, en São Paulo, ha visto a Brasil cambiar tres veces de presidente y al Corinthians ganar una Copa Libertadores, dos Copas de Brasil, dos Mundiales de clubes y dos Ligas. Este hombre corpulento con aspecto de adolescente acaba de cumplir 32 años y lleva desde el año 2000 viviendo en los pasillos de este aeropuertointernacional, adonde, huérfano, llegó una mañana en autobús, tras la enésima bronca con su madrastra. Desde entonces sobrevive de la caridad y de hacer recados a los trabajadores a cambio de calderilla. Todos le conocen a él y él conoce a todos.
Denis es afable y sonríe mucho. Pero es difícil entender lo que pasa por su cabeza. Sus frases son cortas, incompletas, no distingue la diferencia entre un mes y una semana. No sabe leer aunque se pasea casi siempre con un periódico bajo el brazo. No conoce nada de lo que ocurre fuera del aeropuerto excepto las hazañas y decepciones del Corinthians, su equipo del alma. Hay quien apunta que los supuestos malos tratos infligidos por su madrastra le hayan dejado secuelas psicológicas, pero nadie lo sabe con certeza: los servicios sociales del Ayuntamiento de Guarulhos jamás se han preocupado. Él dice que no va al médico desde que era un niño. Flavio Faria, que trabaja en una aseguradora en el aeropuerto desde hace 20 años y que le conoce bien, matiza: “Necesita tratamiento psicológico o psiquiátrico. Vive en su mundo, pero necesita un diagnóstico y que alguien lo cuide”.
Denis Luiz de Souza. / VICTOR MORIYAMA
Conoce cada esquina del aeropuerto. Cada detalle de cada tienda. Los trabajadores le preparan comida, lavan la ropa y comparten la que traen de sus casas. Denis guarda sus pocas pertenencias en las cabinas de teléfono de la tienda de la telefónica Vivo, donde sus dos dependientas hacen de madrinas. A cambio de unas pocas monedas a uno le paga la factura de la luz, al otro le despacha un billete de lotería y a otro le guarda la cola de la farmacia.
Su dieta se basa en arroz y frijoles, el plato brasileño por excelencia, y con suerte un café con leche de siete reales (tres euros), cortesía del McDonald’s. Tomar una ducha en el aeropuerto es un lujo de 47 reales que Denis solo puede permitirse los sábados. “A mí me gustaría tener una casa, con una habitación que molase, salir de esta vida estaría bien”, razona. “Pero aquí estoy tranquilo”, añade. Cada Navidad un comandante le paga una noche de hotel para que duerma en una cama y se bañe en condiciones.
Nadie puede echarle del aeropuerto, un lugar, después de todo, público, cálido, seguro y que funciona las 24 horas del día. Así, si se cumplen ciertas reglas básicas de convivencia, uno puede convertirse en invisible. Incluso durante 15 años.
Ya de madrugada, cuando despegan los últimos vuelos transoceánicos, Denis parece quedarse solo y se decide a irse a dormir. La cama es siempre la misma, compuesta de un lecho de tres asientos sin apoyabrazos en la sala de espera de la terminal 2, una manta azul y una desgastada almohada de flores.
Duerme sin planes, sueña con una casa de verdad, pero no imagina ni sabe cómo conseguirla. A sus amigos del aeropuerto les gustaría que tuviese una vida más normal, pero son conscientes de que tardó tanto tiempo en construir algo parecido a un hogar que temen que la hostilidad del mundo real de ahí afuera le venga grande. “Necesitaría un hogar, pero yo creo que no saldrá de aquí, ¿sabes? Creo que tiene miedo de irse y de no poder volver después”, afirma la más joven de las empleadas de la tienda de teléfonos donde guarda cada mañana la manta y la almohada.

miércoles, 15 de abril de 2015

Padres luchan contra el gobierno para que su hijo vaya a parque solo

Padres en USA pleitean con el gobierno para que sus hijos puedan ir solos al parque. @mashable on.mash.to/1BHxiIg

http://mashable.com/2015/03/04/free-range-parenting/?utm_cid=mash-com-Tw-main-link

Danielle Meitiv believes in letting her two children, Rafi, 10, and Dvora, 6, play outdoors without adult supervision.
And despite a recent investigation into her parenting by Maryland authorities for child neglect, which has garnered national attention, Meitiv has no plans to become a so-called helicopter parent and monitor her children at all times.
"I’m not going to change my parenting based on their intimidation," she told Mashable. "I would be a terrible parent if I showed my children that you back down in the face of bullying."
The family's first encounter with the Montgomery County Child Protective Services was last November when someone noticed Rafi and Dvora playing alone at a park near their Silver Spring, Maryland, home and called the authorities. The children returned unharmed, but a few days later CPS arrived to interview Meitiv about why they were left unattended.
The matter resolved quickly — until another bystander saw the children walking a mile home along a busy street in December and also called the police.
CPS subsequently investigated Danielle and her husband Alexander, and the Meitivs made the agency's decision public this week: They are responsible for "unsubstantiated" child neglect.
The “unsubstantiated” finding means there was insufficient evidence to demonstrate that the Meitivs were either guilty or innocent of child neglect. It also means that the CPS file on the Meitivs will remain open for five years. The Meitivs retained a lawyer and plan to appeal the finding.
An official declined to comment on the case to The Washington Post, citing confidentiality requirements.
Meitiv said CPS officials justified their finding by pointing to a state law requiring that a child under the age of eight left home alone must be in the care of a person who is at least 13 years old. The law makes no mention of age requirements when children are outside of the home.
The 
The case has sparked anew the national debate over how intensely a parent should supervise a child's activities.

Meitiv has always firmly believed that children need independence. Before letting Rafi and Dvora venture outside alone, Meitiv and her husband set physical boundaries for their play, gave them a time limit, and taught them about what to do in an emergency.
Meitiv hopes this will instill confidence and independence in her children. She also feels they need time away from adults to learn negotiation, cooperation and creativity.
"Our worlds are different from theirs," Meitiv said. "We’re goal-oriented and task-directed. That’s not what childhood is about."
She knows that critics view her approach as lazy or irresponsible, but Meitiv believes she is embracing her duty to raise competent adults who can function in society and make valuable contributions.
When CPS began questioning Meitiv in November, she contacted Lenore Skenazy, an author who advocates for a "free-range" parenting style in which kids safely explore the outside world much like their own parents once did.
Skenazy, who wrote about letting her own nine-year-old son take the New York subway by himself in 2008, lamented the finding in the Meitivs' case: "If somebody says, 'I see two children walking alone,' the cops should say, 'Are they running in traffic? Are they dressed in rags? Are they shooting up? No? OK.'"
Last month Skenazy posted a "bill of rights" for free-range kids and their parents, with the hope that it may someday become law.
"Children have the right to spend some unsupervised time, and parents have the right to let them without fear of arrest," Skenazy told Mashable.
Meitiv plans to continue letting her children do just that, but she's unsure how the authorities will respond.
"The first time they wagged the finger at us," she said. "The second time they threatened to take our kids away. Clearly it escalates once they have your name on file, but we shouldn’t be there in the first place."

2 mellizas blanca y negra

#IncreíblePeroCierto: Estas 2 chicas son mellizas.Todos somos más hermanos de lo que creemos. bitly.com/1GeiuDF

http://www.standardmedia.co.ke/lifestyle/article/2000153504/meet-the-black-and-white-twin-sisters-born-of-the-same-mother

Meet the black and white twin sisters born of the same mother BY  MIRRROR Updated Tuesday, March 3rd 2015 at 10:58 GMT +3
Read more at: http://www.standardmedia.co.ke/lifestyle/article/2000153504/meet-the-black-and-white-twin-sisters-born-of-the-same-mother

Lucy Aylmer, with white skin and straight ginger hair, and Maria Aylmer, with her thick curly hair and darker skin, were both born in January 1997. So in school, classmates had no trouble telling them apart. Thanks to a rare scientific quirk resulting from their mother and father's mixed-race pairing, they were both born with different coloured skin. Their mum Donna is half Jamaican while father Vince is white.
Read more at: http://www.standardmedia.co.ke/lifestyle/article/2000153504/meet-the-black-and-white-twin-sisters-born-of-the-same-mother

But when they heard they were having twins, they could never have guessed that they would produce twins looking so different from each other. Blue-eyed Lucy, who lives in Gloucester with her family, said: "It was such a shock for her because things like skin colour don’t show up on scans before birth. "So she had no idea that we were so different. "When the midwife handed us both to her she was just speechless." The twins, 18, are the youngest of five children, which include Jordan, George and Chynna. "Our brothers and sisters have skin which is inbetween Maria and I," Lucy added. "We are at opposite ends of the spectrum and they are all somewhere inbetween.
Read more at: http://www.standardmedia.co.ke/lifestyle/article/2000153504/meet-the-black-and-white-twin-sisters-born-of-the-same-mother